facebook  Twiter  GooglePlus In Youtube

Alimentos que combaten la depresión y el insomnio

Salud Argentina

El estado de ánimo puede ser normal, elevado o deprimido. Cuando hay un trastorno del estado de ánimo, el paciente pierde la sensación de control sobre su ánimo y experimenta malestar general. Estos trastornos se dividen en bipolares y depresivos. La depresión es un sentimiento persistente de inutilidad, pérdida de interés por el mundo y falta de esperanza en el futuro, que modifica negativamente la funcionalidad del sujeto.

Los neurotransmisores son mensajeros químicos que utilizan las células nerviosas para comunicarse entre sí, este proceso se conoce como sinapsis. Los neurotransmisores se fabrican a partir de aminoácidos y se necesitan vitaminas y minerales para metabolizarlos en neurotransmisores. Los neurobiólogos han analizado los vínculos entre lo que comemos y la psicología humana, y han hallado que una combinación de hormonas determina el grado de bienestar de un individuo.

Se ha demostrado científicamente que la serotonina y la dopamina son las sustancias clave que generan sensaciones de felicidad, bienestar y sueño reparador. El triptófano es uno de los principales aminoácidos que conduce a metabolizarse para después dar lugar a los neurotransmisores serotonina y dopamina, se puede encontrar en gran cantidad en alimentos como: Almendra, nuez, leche, huevo, plátano y carne magra. Por lo tanto es recomendable para ello hacer ajustes en las dietas, suplementos dietarios adecuados y cambiar determinados comportamientos.

En un un estudio de caso realizado por la Universidad de Granada señala la relación existente entre una alimentación saludable y el bienestar psicológico. Existen evidencias que ponen de manifiesto la importancia de mantener unos hábitos alimenticios saludables y un estado de ánimo óptimo para prevenir diversas enfermedades, debido a que tienen la capacidad de modificar nuestro sistema neuroendocrino e inmunológico.

Para comprobar dicha relación se realizó un seguimiento en un estudio de caso, durante el cual, la participante experimentó distintas formas de alimentación. Se tuvieron en cuenta para la recogida de datos una escala de bienestar psicológico subjetivo, un registro de alimentación y una rúbrica de evaluación.

Los resultados indican que la alimentación es una variable que modula nuestro bienestar psicológico, pese a que haya otras variables que también contribuyan a generarlo o mantenerlo. Se concluye que los psicólogos pueden realizar una buena labor en equipos multidisciplinares y junto con nutricionistas a la hora de implementar una dieta alimenticia.

Derechos Reservados©
Solo si se reconoce la fuente con el enlace hacia Lacteos Latam® se permite la total o parcial reproducción del contenido.
Fuente: Food News Latam® www.inocuidadlatam.com

 

|